Inicio COLUMNAS Papa, Misión de Paz en Irak

Papa, Misión de Paz en Irak

0
Compartir

Por: Carlos E. Martínez Villaseñor

“No defraudaremos al pueblo de Irak”, respuesta del Papa Francisco, ante las sugerencias de no asistir al territorio iraquí, después de los diferentes ataques que se han suscitado. Lo cierto es, que la religión católica, tiene un reto enorme en territorio asiático, ante la gran desesperación de sus feligreses. Una Misión de Paz, en un territorio dominado por el grupo terroristas más importante del mundo, ISIS. ¿Por qué fue a Irak?

Podemos analizar varios frentes, pero uno de ellos llama mucho la atención. En Asia, el Vaticano ha puesto un inmenso interés, y no es para menos, cuando aumentaron los obispos en un 4.5%, aumentaron el apoyo de sacerdotes en un 14.3% y podemos seguir…. La religión musulmana tiende a conquistar por completo el continente asiático, según diferentes estudios, en un plazo de 25 años. Si dimensionamos, en territorio iraquí, hace 15 años, existían 1.6 millones de cristianos. Hoy, el 80% de ellos, han huido del país, frente a escenarios violentos y de impacto. Una crisis real de cristianismo. Irak entre otros países de Asia, han padecido de actos de guerra en su historia, tanto interna como internacional, lo que ha tenido como resultado, una sociedad completamente vulnerable, tanto física como espiritualmente. 

Quienes deciden tomar diferentes caminos religiosos, son señalados, castigados, y hasta asesinados… He aquí la importancia, de la visita del Papa, obligatoria y forzosa. Catalogado por el Vaticano, como un acto de amor, fue una gira vigilada por el mundo entero en esos 4 días, con toque de queda nacional, e importantes sitios por visitar vinculados a la Biblia. 

Recordemos en un período no muy lejano, el grupo terrorista de ISIS quemó Iglesias enteras, e incluso fusiló personas dentro de ellas. Actos y actos de violencia en contra de cristianos y católicos. Atentados en mercados, grupos armados, ataques de cohetes, ciudades devastadas por ISIS, y si no fuera poco, el aumento imparable de covid-19. Diferentes comunidades judías, religiones monoteístas, preislámicas, yazidies, migrando a países europeos, pidiendo asilo… la realidad iraquí que no se ve a diario en televisión, pero con una terrible realidad. Su Santidad el Papa Francisco, fue el primer Papa en visitar el país, luego de que al Papa Juan Pablo II, se le impidiera visitar, debido al desequilibrio violento que se vivía en el año 2000. EL Grupo Estado Islámico tuvo que controlarse, el Gobierno Iraquí garantizar la seguridad, y el Vaticano enfocado en asirios, armenios, caldeos y protestantes. 

En un mensaje de esperanza, de reconstrucción, el tejido social se muestra deteriorado. ¿El Estado Islámico hasta dónde tendrá el control de su gente y su fanatismo?, en uno de los viajes más peligrosos para el Vaticano. La irrupción del grupo terrorista Dáesh, fue determinante, y aún después de ser expulsado, guarda grupos de poder. Difícil situación social, difícil situación de gobierno, que hacen inhabitable a su pueblo. Sin duda, el Papa Francisco marcó historia, en un plan estratégico, en busca que la paz en el mundo. EUA, y su fuerza militar, estuvo pendiente de cualquier movimiento, y por consecuencia, China y Rusia hicieron  lo propio. Desafío, Oportunidad o Estrategia. La tierra de Abraham, testigo de un acto de amor a sus fieles, en un territorio fracturado por la violencia, el terrorismo, y el fanatismo religioso. 

Números rojos en esta región, ante la pandemia que sacude el mundo covid19, Irán, Irak y Turquía. Y el duro golpe, de la crisis del precio del petróleo, son los temas que hoy afectan fuertemente el territorio iraquí. Grupos armados, controlados por Irak, como la Liga Revolucionaria, Fuerzas de Movilización Popular, y las milicias asociadas a Hizbulá, que actúan en todo el territorio… el panorama es caótico, y pareciera no tener final. El Papa Francisco, jugó un papel fundamental, y  determinante en las próximas decisiones internacionales, nacionales y locales. Por lo pronto, el despliegue de fuerzas armadas, continúa…

Comments

comments