Inicio CULTURA Y ESPECTÁCULOS Afectación a mil 225 inmuebles históricos y de valor cultural por sismos

Afectación a mil 225 inmuebles históricos y de valor cultural por sismos

62
0
Compartir

Como consecuencia de los sismos del 7 y 19 de septiembre pasados, resultaron con diferentes grados de afectación mil 225 inmuebles históricos y de valor cultural, para cuya recuperación se requieren unos ocho mil millones de pesos, informó la secretaría de Cultura del país, María Cristina García Cepeda.

Durante el encuentro Avances para la reconstrucción de los estados afectados por los sismos, realizado en la Residencia Oficial de Los Pinos, y ante la presencia del jefe del Ejecutivo Federal, la funcionaria presentó un plan para la recuperación de patrimonio nacional.

Subrayó que los acontecimientos han puesto al país ante “un desafío que por su alcance, dimensión, extensión y costo, nos llama a tomarnos de la mano y sumarnos al esfuerzo conjunto de mantener de pie ese patrimonio cultural, alma y corazón de nuestras comunidades”.

Ante integrantes del gabinete, empresarios y miembros de la sociedad civil, puntualizó que la afectación al patrimonio de 11 entidades del país ha puesto a todos frente al reto de reconstruir la infraestructura y restaurar el patrimonio de todos.

Frente a esta tarea, señaló García Cepeda, “el gobierno de la República nos convoca a levantar bóvedas, arcos y campanarios, así como devolver el esplendor de pirámides y murales, y reconstruir pueblos y ciudades”.

Por ello, dijo que el plan que presenta consta de siete puntos, que incluye la integración de 50 brigadas de especialistas que operan desde el primer sismo en las zonas afectadas y levantamiento del censo de daños para valorar el grado de afectación que arroja mil 225 inmuebles.

Asimismo, continuó, cierre de acceso al público, acordonamiento de las zonas afectadas y apuntalamiento de los inmuebles en riesgo de sufrir mayores daños, además de que en los inmuebles con afectación grave, el retiro de obra artística para su resguardo.

Otros puntos son la recuperación de testimonios arquitectónicos y remoción de escombros; estimación económica de la recuperación, e inicio de obras con la participación de instituciones de los tres niveles de gobierno, sociedad civil, iniciativa privada y organismos internacionales.

La secretaria expuso que el costo estimado de la reparación de daños es de más de ocho mil millones de pesos, por lo que llamó a trabajar a todos juntos y asumir el compromiso que corresponde tanto a los distintos órdenes de gobierno, la sociedad civil, las comunidades y el sector privado.

Elementos que han participado activamente en el desarrollo cultural de la nación, y que hoy son vitales para la reconstrucción del patrimonio, aseveró.

Dio a conocer que ya se inició la gestión del seguro con que cuenta el Instituto Nacional de Antropología e Historia (INAH), que cubre edificaciones federales, además de que fue activada la participación del Fondo Nacional de Desastres Naturales (Fonden).

De igual forma, se puso en marcha el apoyo económico ante organismos internacionales, como el Centro de Patrimonio Mundial de la Organización de las Naciones Unidas para la Educación, la Ciencia y la Cultura (UNESCO) y el World Monuments Fund, señaló García Cepeda.

Recordó que el rostro más expresivo de México es su inmenso patrimonio cultural, que significa más de 50 mil sitios con vestigios arqueológicos y 110 mil edificaciones históricas construidas entre los siglos XVI al XIX.

Este rico patrimonio, hizo hincapié, le ha dado a México un lugar en el mundo, con 34 sitios en la Lista del Patrimonio Mundial de la UNESCO, lo que coloca a México como el país del continente americano con el mayor número de bienes inscritos.

Lo anterior, estableció, obliga a mirar al futuro de frente, sabiendo quiénes somos, honrando a los que nos legaron este vasto y rico patrimonio cultural, por lo que, con la solidaridad que siempre ha unido a los mexicanos frente a los retos, se actúa para restituir a México el patrimonio cultural afectado, para orgullo de las futuras generaciones.

Comments

comments