Inicio COLUMNAS Superar las crisis sanitaria y económica, la prioridad del GPPRD

Superar las crisis sanitaria y económica, la prioridad del GPPRD

0
Compartir

Por: Verónica Juárez Piña

Con miras a definir propuestas para superar la severa crisis sanitaria, económica y social que ha provocado la pandemia del Covid-19 y ha agravado la pésima conducción gubernamental del país, los Grupos Parlamentarios del PRD en la Cámara de Diputados y en la de Senadores realizamos, los días 25 y 26 de enero, nuestra Reunión Plenaria previa al inicio del Segundo Período de Sesiones Ordinarias del Tercer Año de la LXIV Legislatura del Congreso de la Unión.

Durante estos dos días intercambiamos análisis, diagnósticos y planteamientos, pero también escuchamos a representantes e integrantes de diversas instituciones públicas, organizaciones varias, académicos y expertos en múltiples áreas, todo ello para llegar a conclusiones y propuestas que sean para el mayor beneficio de la población.

Las y los legisladores del PRD impulsaremos en el próximo periodo ordinario una agenda que, entre otros temas relevantes, promoverá iniciativas relacionadas con el combate a la corrupción, derechos humanos, justicia, ampliación de los derechos sociales e igualdad de género efectiva.

Además, el respeto a los derechos de la niñez, sustentabilidad medioambiental y sostenibilidad energética, también buscará fortalecer el marco jurídico en materia de migración, a fin de garantizar mejores condiciones para las y los mexicanos en el exterior y para las personas migrantes en territorio nacional.

Las y los legisladores perredistas impulsaremos propuestas encaminadas a recuperar el rumbo perdido por el autoritarismo, la improvisación y la opacidad de la autollamada Cuarta Transformación, que solo ha generado más pobreza, desempleo, precariedad laboral, inseguridad e impunidad; pérdida de vidas, corrupción, dispendio de la hacienda pública y desgaste de las instituciones y del estado de derecho.

En este período legislativo se deberá concluir la despenalización de la cannabis y la expedición de la legislación secundaria en materia de educación superior:

Estamos convencidas y convencidos también que la reforma a diversas leyes en materia de regulación de la subcontratación o outsourcing, deberá respaldar las medidas que protejan los derechos de las y los trabajadores, sin caer en excesos persecutorios y con un proceso de transición que dé certidumbre a las empresas de servicios que estén dispuestas a regularse y a asumir sus responsabilidades fiscales, laborales y de seguridad social.

Otro debate prioritario es el salario mínimo. En este tema, las fracciones perredistas propondremos actualizar el marco constitucional y legal a fin de establecer una política salarial de Estado y una institucionalidad que supere las decisiones unilaterales y ocurrencias del Ejecutivo.

De igual manera, insistiremos en que se aplique tasa cero a productos de higiene femenina y que se establezcan programas para que se hagan llegar productos de higiene menstrual a niñas y adolescentes.

En materia de derechos e igualdad de género, pugnaremos por la aprobación de reformas a la Ley Fundamental en materia de interrupción legal del embarazo, matrimonio igualitario e identidad de género.

Igualmente, en el marco del proceso electoral impulsaremos que se garantice que no haya uso indebido de los programas sociales con fines políticos, prohibirán al personal de las Secretarías responsables de los programas sociales y a los Servidores de la Nación el uso de indumentaria y documentación que contenga nombres, símbolos, frases y colores que los identifiquen con algún partido, candidato o coalición.

En materia de federalismo fiscal, continuaremos respaldando la propuesta para que se modifique la fórmula de distribución de participaciones a estados y municipios, a favor de éstos y se agilice la entrega de recursos que provienen de la federación.

Frente a la militarización de la seguridad pública, cuyos efectos siguen siendo inútiles e incluso han sido nocivos, insistiremos en una Ley para Regular la Participación de la Fuerza Armada Permanente en Labores de Seguridad Pública, a fin de que no sea solo a través de decretos, cuya constitucionalidad está en debate, como se regule esta actividad.

En los temas de género tendremos como prioridad que se turne a la discusión del Pleno el dictamen que define la “Violencia simbólica”, considerada como la realización de concursos, certámenes, elecciones y/o cualquier otra forma de competencia en la que se evalúe, de forma integral o parcial, y en base a estereotipos sexistas, la belleza o la apariencia física de mujeres, niñas y/o adolescentes y sancionar los actos tendientes al acoso sexual”.

También impulsaremos la armonización en los códigos penales del término de feminicidio, así como integrar en la legislación la formación en perspectiva de Género en todos los niveles de gobierno y servidores públicos.

Comments

comments