Inicio ESTILO DE VIDA El chándal y tacones, combinación tendencia

El chándal y tacones, combinación tendencia

0
Compartir

«El chándal es un signo de derrota. Cuando pierdes el control sobre tu vida, te compras un chándal», decía el Karl Lagerfeld, pero lo cierto es que durante la pandemia ha subido como la espuma. Ahora, se reinventa y se impone el próximo año. Karlie Kloss acaba de lanzar una colección sostenible.

Como advertía la cantante Martirio en su copla «con el chándal y los tacones, arreglá pero informal, me voy pal hiper», esta prenda, de aire deportivo, atractiva y sofisticada, se impone en el vestir diario más sofisticado.

Lo que hay que dejar claro es que «el chándal en casa se lleva de una formal más casual y en la calle de manera más sofisticada», ha explicado a Efe la estilista Pepa Fernández.

Lejos queda la idea de chándal como prenda denostada para pasar la tarde tirado en el sofá o llevándolo al estilo Paris Hilton, Rocío Jurado o Chenoa cuando salio a la puerta de su casa para decir que había roto con David Bibal, ahora marcan las pautas estilísticas Rihanna, Karlie Kloss, Kylie Jenner, Jane Fonda o Lady Di, pionera en lucir mallas, calcetines blancos o sudaderas dos tallas más grandes.

 A lo largo de los años, se ha mantenido una relación de amor-odio con el chándal, que fue creado e 1920 por el artista italiano Thayaht, junto con su hermano RAM.

Se popularizó en la década de los 80 y salió a la calle por obra del «hip hop» y el «breakdance». En los 90, se instalo en los gimnasios y ahora es imposible no rendirse ante él, más cuando durante la pandemia fue un gran aliado en el día a día.

Los «leggins», las sudaderas, el pantalón «rocky» y las camisetas se imponen con un marcado carácter urbano que les permite codearse en la ciudad con prendas más estiradas y formales como el vestido o el traje de chaqueta, según se ha visto  en los avances de las nuevas propuestas para el nuevo año.

Karlie Kloss junto con Adidas acaba de lanzar una colección de ropa de deporte sostenible, en un momento en el que las líneas de ropa de calle y de deporte se difuminan.

La modelo ha realizado una serie colección en la que tienen cabida sujetadores y mallas pensados para hacer ejercicio de alto impacto junto con pantalones amplios que se abren por el lateral o cazadoras tipo «bomber» para evitar el frio tras el entrenamiento realizadas con «primeblue» (un material elaborado a partir del plástico) y «primegreen» un tejido creado a partir de materiales reciclados.

Lo que hay que dejar claro es que «el chándal en casa se lleva de una formal más casual y en la calle de manera más sofisticada», ha explicado a Efe la estilista Pepa Fernández.

Rodarte, Balenicaga, Celine, Dries Van Note son algunas de las firmas que han trabajado el chándal como una prenda urbana para ir al trabajo o disfrutar del ocio en diversas versiones desde envueltas en un espíritu «vintange» a diseños de aire futurista.

«El éxito del chándal es cómo se combine y con qué complementos», advierte Fernández que recuerda la colección «retro» que ha creado Hedi Slimane para Celine en la que se vieron pantalones «rocky», sudaderas con capucha combinadas con pantalones vaqueros; americanas conjuntadas con «crop top» y pantalones tipo basket o los míticos pitillos con cazadora de táctel.

El chándal con falda se ha visto en las propuestas de Alessandro Dell’Acqua. Custo Barcelona también apuestas por este tipo de prendas confeccionadas con tejidos tecnológicos donde no faltan las lentejuelas, el nailon y el neopreno; tampoco los neones y efectos ópticos creados con superposición de texturas.

También se suma a esta moda Michael Kors, Max Mara y Miu Miu, firma italiana que propone el típico chándal de la década de los 90 en los que primaba color azul marino y las rayas blanca.

Las firmas Balenciaga y Rodarte defiende salir a la calle en chándal de arriba a bajo, completo, mientras que otras casa como Prada o Dior prefieren apostar solo por la sudadera con capucha y grandes logos, un estilismo menos arriesgado pero igual vanguardista. Louis Vuitton lo propone en extra grande y con hombrera, un diseño tan variopinto como atractivo.

Comments

comments