Inicio DEPORTES Carlos Mercenario un campeón sin pose

Carlos Mercenario un campeón sin pose

0
Compartir

Más que una hazaña de héroe griego, la medalla de plata del mexicano Carlos Mercenario en la caminata de 50 kilómetros marcha de los Juegos Olímpicos de Barcelona de 1992 fue la proeza de un joven vulnerable, que rompió a llorar a 20 minutos de la meta.

«De niño me enseñaron que los hombres no lloran, por eso me alegré cuando la gente confundió mis lágrimas con sudor. Hoy no me hubiera avergonzado, pero entonces pensaba distinto», confesó este sábado Mercenario en una entrevista a Efe, a unas horas de celebrar el trigésimo aniversario de su mayor triunfo de atleta.

Comments

comments