Mejor para el niño acudir a guardería que permanecer en el hogar:...

Mejor para el niño acudir a guardería que permanecer en el hogar: IMSS

130
0
Compartir
group of kids on creative school lesson class

Sociabilidad, orden, buenos hábitos respecto al cuidado de la salud e independencia, son algunas de las características personales que adquieren los niños al cursar la educación preescolar, mientras los padres de familia cumplen con sus jornadas laborales.

La coordinadora zonal del Departamento de Guarderías del Instituto Mexicano del Seguro Social (IMSS) en Jalisco, Martha Sánchez Díaz, dijo que una de las principales funciones de las unidades es fomentar, mediante el juego, habilidades que no sólo faciliten el autocuidado de la salud en niños de entre 43 días de nacidos y los cinco años de edad, sino también su acceso a estudios posteriores.

“Dentro de nuestro programa pedagógico que incluye dinámicas del programa institucional ChiquitIMSS”, detalló, “se enseña al niño a elegir alimentos nutritivos, a beber más agua, a seguir reglas y a crear vínculos afectivos en un ambiente seguro y de confianza. Es muy interesante observar cómo los menores se adaptan mejor a un programa educativo cuando ingresan a la Primaria”.

En la experiencia de Sánchez Díaz, algunos papás deciden no inscribir a sus hijos en preescolar porque temen que los docentes no les den un trato afectuoso como sucede en el entorno familiar, y es que son especialmente los abuelos quienes se quedan a cargo de la alimentación, la protección y la educación de sus nietos.

“Eso sin duda es bueno para los pequeños, pero cuando están con adultos mayores tienden a volverse sedentarios, no por falta de cooperación sino por las mismas características biológicas de sus cuidadores. Vemos casos en los que los niños no han dejado a tiempo el biberón o el chupón, se ven inseguros en este sentido. En nuestras guarderías lo afectivo va a la par de la formación”, aclaró.

Del mismo modo llevar a los niños todos los días a las unidades educativas de preescolar reduce la posibilidad de que tengan un accidente en el lugar donde también los adultos los padecen con mayor frecuencia: el hogar. El riesgo aumenta conforme los menores pueden desplazarse y explorar el entorno por sí mismos, sufriendo caídas, golpes, quemaduras e intoxicaciones, etc.

“Un principio básico en las 93 guarderías del IMSS Jalisco es brindarles a los niños calidad, respeto y calidez. Estamos muy conscientes de que en esta etapa la mente del niño es como una esponja. Quienes trabajamos aquí nos concebimos como agentes responsables, promotores de un continuo aprendizaje”, concluyó.

Comments

comments

No hay comentarios