Inicio COLUMNA INVITADAS Reloj de Arena

Reloj de Arena

0
Compartir

¿Dónde Está la Oposición?

Por: Guillermo E. Quiroga Madrigal

“La oposición es el arte de estar en contra tan hábilmente que, luego, se pueda estar a favor.” (Príncipe Talleyrand)

La oposición dentro de una democracia tiene entre sus funciones la de limitar al gobierno en turno, pero no solo eso, también debe promover el pluralismo y la convivencia en el disenso. Solo así se puede lograr el fin último de los servidores públicos: la búsqueda del mayor bienestar para la población.

Dentro de un régimen democrático, la oposición tiene entre sus tareas la de poner límites al gobierno en turno, para mantener el equilibrio entre las intenciones de la autoridad y el apego a la legalidad.

En este último rubro, en Jalisco tanto los partidos políticos (PAN, PRI, PRD, Verde Ecologista, Morena) así como sus respectivas bancadas en el Congreso del Estado, han dejado mucho que desear, con ningún tipo de postura en temas de trascendencia, en donde todo parece indicar que el gobernador Enrique Alfaro, emanado de MC (Movimiento Ciudadano), les tiene tomada la medida.

En los temas como la desaparición del Instituto de las Mujeres, en un principio la bancada del PAN junto con su presidenta Pilar Pérez Chavira, mostraron su inconformidad, pero días después se echaron para atrás sin explicación alguna.

Incluso los únicos que promovieron una acción de inconstitucionalidad por la desaparición del Instituto de las Mujeres ante la Suprema Corte de Justicia de la Nación, fueron los del PRI Y Morena.

La extinción de este instituto autónomo, que velaba por los derechos de las Mujeres, fue aprobada por el Congreso del Estado el pasado 29 de enero con los votos a favor de Movimiento Ciudadano, PRD, Verde y PT.

Otro caso más en donde los partidos de oposición hicieron mutis, fue en la licitación para el arrendamiento de maquinaria del programa “A toda máquina”, en el que está involucrado el empresario Guillermo Romo Romero. 

Luego de que se diera a conocer que Romo Romero, quien ganó una licitación millonaria con el gobierno estatal, es el mismo que acompañó al gobernador Enrique Alfaro hace unas semanas a un partido de los Lakers en Los Ángeles, California. Solamente los legisladores de Morena se pronunciaron al respecto. El resto de las fracciones parlamentarias y los partidos políticos se quedaron callados, no hicieron cuestionamiento alguno.

El caso más reciente, la tragedia ocurrida la semana pasada por el desbordamiento del Río Salsipuedes y la inundación en el municipio de San Gabriel, en donde el gobernador Enrique Alfaro hizo acto de presencia un día después de los hechos; sin embargo desde el 30 de mayo al 2 de junio no tuvo agenda pública, solamente privada según lo daba a conocer su equipo de comunicación social sin especificar la índole de privacidad, lo que levantó sospechas de que el mandatario estatal realmente estaba fuera del país, en concreto se dice que supuestamente y sin comprobar aún, acudió a España a la final de la Champions League el sábado primero de junio, de ahí su ausencia el mero día de la tragedia ocurrida el 2 de junio.

Pero una vez lo ocurrido en San Gabriel, ningún diputado o presidente de algún partido político cuestionó la ausencia de Enrique Alfaro, como si no hubiese pasado nada. La ola de violencia que padece nuestro estado, los desaparecidos, los feminicidios, asesinatos, robos, parece ser que para los diputados y líderes de los partidos políticos ya se les hacen algo normal, y no cuestionan, no alzan la voz, en pocas palabras se puede decir, sin asegurar que algo negociaron o llegaron a acuerdos con el ejecutivo estatal para permanecer en absoluto silencio.

De acuerdo con el jurista argentino Ricardo Haro, la oposición tiene tres funciones dentro de una democracia: colaboración, control y contestación. Una oposición sólida no se construye solamente a partir de votos en contra de las propuestas presentadas por el Ejecutivo y su partido político, sino también en la discusión con sus adversarios de los mecanismos con los que se solucionarán las problemáticas de un estado. El pluralismo y la convivencia en el disenso son, en palabras de Haro, “presupuestos inexcusables de la democracia”. La oposición debe buscar gobernar desde la colaboración y asumir la responsabilidad de disentir y de apoyar buscando el mayor bienestar para la población.

Lo que queda muy en claro es que a seis meses de que Enrique Alfaro Ramírez tomó posesión como gobernador de Jalisco, lamentablemente no existe oposición en la entidad, no se tiene un real contrapeso. Lo que sí existe es un silencio sepulcral de las fracciones parlamentarias y de los partidos políticos… Seguimos en este Reloj de Arena.

Comments

comments