Inicio COLUMNA INVITADAS Reloj de Arena

Reloj de Arena

0
Compartir

Enrique Alfaro el Intolerante

Por: Guillermo E. Quiroga Madrigal

“El trabajo de los periodistas no consiste en pisar las cucarachas, sino en prender la luz, para que la gente vea cómo las cucarachas corren a ocultarse.” (Ryszard Kapuściński)

No es nada nuevo que el gobernador del estado, Enrique Alfaro Ramírez estalla en cólera y no es nada tolerante ante cualquier crítica o señalamiento que haga algún medio de comunicación o periodista a su gestión de gobierno. La gota que derramó el vaso fue el reportaje que publicó el Diario NTR y firmada por la reportera Sonia Serrano. Señaló que Guillermo Romo Romero obtuvo “el contrato más importante en lo que va de la actual administración estatal” por 3 mil 634 millones de pesos para el “arrendamiento de maquinaria pesada, equipo y accesorios para la Secretaría de Agricultura y Desarrollo Rural ”.

La empresa ganadora de la licitación pública LPL 01/201 ─en la cual Romo Romero funge como presidente del Consejo de Administración─, es Operadora de Servicios Mega SA de CV, Sofom ER, la cual obtendrá los 3 mil 634 millones de pesos durante los años 2019, 2020, 2021, 2022, 2023 y 2024. Es decir, estará recibiendo recursos del erario durante todo el sexenio de Alfaro. (Fuente Partidero)

Guillermo Romo Romero, empresario que fue captado junto al gobernador de Jalisco, Enrique Alfaro Ramírez, durante un partido de basquetbol de los Lakers, en California, en plena gira laboral, fue recientemente beneficiado con esa millonaria licitación.

La empresa beneficiada prácticamente “compitió contra sí misma”. La información, recabada también por la reportera Sonia Serrano, constata que las empresas Operadora de Servicios Mega SA de CV, Sofom ER (ganadora de la licitación) y la empresa Avancap SA de CV, Sofom ER, las cuales concursaron por obtener el contrato gubernamental, comparten a Mariel Rodríguez Printzen como representante. (Diario NTR)

Por cierto ya en la Contraloría Estatal dio entrada a las denuncias presentadas por Jorge Carlos Ruiz Romero (por “posible tráfico de influencias a favor del empresario Guillermo Romo Romero”) y Álvaro Quintero Casillas, por “posibles faltas administrativas y delitos en que habrían incurrido durante el proceso de licitación”.

A raíz de la investigación profesional hecha por Sonia Serrano, en donde da a conocer una serie de supuestas anomalías, de inmediato la contestación del mandatario estatal deja mucho que desear, se dirige en forma despectiva hacía el medio de comunicación, en específico al Diario NTR: “Nada más les digo una cosa: durante muchos años he hecho una carrera política y ningún periodiquito va a inventarme una historia de corrupción, despreocúpense, no hay nada que esconder”, sostuvo.

No es la primera vez que el ahora gobernador de Jalisco, Enrique Alfaro, lance una serie de calificativos en contra de algún medio de comunicación, hay antecedentes de que ya más de una ocasión ha denostado a más de uno, como lo fue en el año 2017 como alcalde de Guadalajara, en un evento público arremetió contra los periódicos Mural, NTR y Crónica.

“Yo quiero ver a todos esos que escriben tantas cosas de mí, al periódico Mural, a NTR, a Crónica, a todas esas basuras que escriben cosas todos los días denigrando, ofendiendo, atacando, quiero ver qué han hecho ellos, que le llegue a los talones a esto para cambiar la realidad, ¿qué han hecho aparte de criticar, atacar, ofender, mentir?, eso hay que cambiar y decirles basta”. Señaló que hay periodistas “que no tienen vergüenza”.

Recordemos también que como al alcalde de Guadalajara, se enfrasco en un pleito verbal en la colonia Capilla de Jesús, un ciudadano le pidió que hiciera un “trabajo bien hecho”, a lo que Alfaro le contestó con disgusto y palabras altisonantes.

El gobernador de Jalisco, Enrique Alfaro Ramírez, es de mecha corta, es una persona intolerante a las críticas, reacciona con denostaciones y descalificaciones, su política de comunicación de tipo valentón y contestón en nada abona al estado, la estrategia de comunicación, si es que la hay, no da resultados o de plano se la pasa por el “arco del triunfo” sin hacer caso de sus asesores.

Enrique Alfaro vive en permanente confrontación con un sector de la prensa, es de mecha corta ante las preguntas incomodas, tiene nula tolerancia, siempre está a la defensiva cuando es cuestionado y de inmediato busca cualquier argumento para denostar algún medio de comunicación.

 La investigación hecha por la periodista Sonia Serrano (mi reconocimiento a su labor periodística y mi apoyo) con argumentos sólidos, dejo en descubierto una serie de inconsistencias en el gobierno del estado, en pocas palabras es La Maquinaria Gate, un claro conflicto de interés; por lo pronto a Enrique Alfaro ya se le hizo bolas el engrudo, atraviesa  por una crisis de comunicación y de credibilidad, por lo que le urge enderezar el barco, de lo contrario, se hundirá en su propia soberbia e intolerancia… Seguimos en este Reloj de Arena.

Comments

comments