Inicio COLUMNAS La operación el día de la elección

La operación el día de la elección

0
Compartir

Por: José Alfredo Ceja Rodríguez

Académico Universidad Panamericana

@alfredocejar

El domingo 6 de junio nos pudimos dar cuenta de la contienda electoral que se vivió en Jalisco y la importancia de la participación ciudadana, que en esta ocasión fue más fuerte de lo acostumbrado en una elección intermedia.

Generalmente en las elecciones intermedias la participación es menor, pero en esta ocasión fue sorpresiva, sobre todo en la Zona Metropolitana, pero más sorpresivo fue el resultado por el amplio margen que existió principalmente entre Juan José Frangie y Alberto Uribe, pero también entre Pablo Lemus y Carlos Lomelí.

La mayoría de las encuestas daban una ventaja amplia a los candidatos de MC y aun así se creía que algunas elecciones estarían cerradas y que sería la movilización la clave para determinar quién ganaría los comicios tanto para las presidencias municipales, como para diputaciones locales y federales.

Pues fue la misma movilización la que generó que Pablo Lemus lleve una ventaja de más de 20 puntos porcentuales y sorprende aún más la diferencia de 30 puntos de Juan José Frangie, sin duda, con eso se demuestra que la operación por parte de Movimiento Ciudadano fue muy precisa.

Considerando la campaña realizada por parte de los candidatos de MORENA, las brigadas, los equipos que los acompañaban en todos los eventos, las convocatorias y los eventos, así como los mismos candidatos, uno que ya fue candidato a Gobernador y otro que ya fue Presidente de Tlajomulco y un hombre cercano a Marcelo Ebrard, se esperaba que la operación el día D y la movilización por parte de MORENA sería de mayor nivel, pero sin duda, lo que representaron los bajos porcentajes de votos, fue el anti morenismo que existe en Guadalajara y Zapopan.

El primer error que puede cometer cualquier candidato y cualquier equipo, es confiarse y todo indica que eso fue lo que le pasó a las y los candidatos de MORENA, tal vez pensaron que la aprobación positiva nacional del Presidente de la República se traduciría en votos en las boletas y no fue así, al contrario, la percepción del Presidente, el miedo a MORENA y algunas decisiones, hicieron que la ciudadanía saliera a votar y tuviera una participación muy alta en Jalisco.

A esto debemos sumarle y reconocer la operación, la organización y el perfil de algunas y algunos candidatos, como ejemplo podemos ver los perfiles que presentó MC en las candidaturas a diputaciones federales de corte empresarial como Manuel Herrera, Mauro Garza, Horacio Fernández y Sergio Barrera.

Sin duda, los 4 candidatos supieron identificar perfectamente su rol en la campaña y se dedicaron a tener un posicionamiento permanente con las y los electores, a que los conocieran, a caminar las calles, a recorrer los seccionales de sus distritos, mientras que su competencia esperó que la marca MORENA, los likes en sus publicaciones en redes, las vistas en sus canales de YouTube y la participación de influencers en sus campañas se convirtieran en votos y al parecer la estrategia no funcionó y eso mandó a la tercera posición a las candidatas y candidatos de MORENA en algunos distritos federales.

Movimiento Ciudadano demostró que sabe operar el famoso día D y como resultado podemos ver que, por primera vez desde que existe alternancia en el Gobierno del Estado, el partido en el poder no perdió las principales presidencias municipales de la Zona Metropolitana, mientras que MORENA demostró, tal como lo dijo Alberto Uribe, poca organización y apoyo del mismo partido para la operación del día de la elección, trabajo que le toca a las estructuras partidistas y no directamente al candidato.

Comments

comments