Inicio COLUMNAS Ágora – Un nuevo pacto social

Ágora – Un nuevo pacto social

0
Compartir

Por: Pepe Chedraui

Cuando se habla del futuro no podemos dejar de pensar sobre lo que puede venir, y no nos damos cuenta que el rumbo del país también se encuentra en nuestras propias manos, y lo digo con el conocimiento de grandes ejemplos alrededor del mundo, en donde la unidad y la construcción de comunidad han logrado resultados sin precedentes.

La participación ciudadana es parte esencial en la democracia, es decir, la democracia participativa, y no se trata de descubrir el hilo negro, sino de poner en marcha las mejores ideas que generen un nuevo pacto social, en el que todos tengamos una responsabilidad para que le vaya mejor a México.

Actualmente existen leyes ejemplares que no tenemos visibles pero que existen en algunos estados, por ejemplo el gobierno abierto que propone que podamos participar en los procesos de elaboración y evaluación de las políticas públicas, o bien que desde una iniciativa popular podamos los ciudadanos formular iniciativas de ley.

Esto equivale a que alcancemos el sueño de estar al centro de las decisiones públicas y que todos los colectivos o personas organizadas podamos mostrar nuestro interés para generar los cambios necesarios para el entorno.

Las futuras generaciones deben crecer con la normalización de la participación política desde la sociedad civil, porque gobiernos y movimientos vienen y van, pero somos los ciudadanos quienes nos quedamos a nivel de cancha como principal soporte de México, porque debemos dejarlo muy en claro, el mejor legado que tenemos es la gente.

Por eso es necesario abrir nuevas formas de enfocar las baterías de los gobiernos y una de ellas es darle la seguridad jurídica a las asociaciones de vecinos, para que tengan voz en al menos una tercera parte de las sesiones ordinarias de los ayuntamientos, además de que gobernar con la cercanía de los ciudadanos generará que no se pierda el rumbo ni la intención de llegar al poder.

Estoy consciente de que ningún gobernante despierta con ganas de hacer algo que genere daño a los municipios, a los estados o al país, sin embargo la línea es muy delgada, es por esto que se necesita tener una brújula muy clara de hacia dónde encaminar los esfuerzos de todos, porque una vez que se llega al poder se gobierna para todos.

La política no es más que un vehículo de transformación que tiene las facultades para construir un enorme pacto social en el que todo el tiempo seamos llamados a la acción, a la participación, a levantar la voz y que no solo seamos escuchados, sino que nos hagan parte de la transformación, porque además debemos aceptar que el gobierno no puede solo, necesita que todos transitemos el mismo camino de la democracia participativa.

¡¡¡Todos somos México!!!

Comments

comments