Inicio ESTILO DE VIDA Pájaros sin un rastro de canas

Pájaros sin un rastro de canas

0
Compartir

El arrendajo euroasiático (Garrulus glandarius), es un córvido de tamaño medio. Verlo en las zonas boscosas de nuestro país –abunda más en las del norte– no resulta raro: gregario y ruidoso, luce un plumaje colorido que no pierde brillo ni se torna grisáceo con la edad.

Investigadores de la Universidad de Sheffield, en el Reino Unido, acaban de descubrir mediante rayos X la razón de que las plumas de esta ave –y las de otras– mantengan su lustre pese a los años.

El análisis del plumaje del arrendajo, realizado en el Laboratorio Europeo de Radiación Sincrotrón, en Grenoble (Francia), ha revelado que este animal usa estructuras anatómicas para generar y cambiar el color de sus plumas, y no pigmentos.

Las plumas del arrendajo se componen de una queratina esponjosa. Los científicos han descubierto que el animal controla el tamaño de los huecos de esta estructura, y de eso dependen los tonos que vemos (van del azul al blanco), ya que la magnitud de esos agujeros determina cómo se dispersa la luz cuando los alcanza, y por tanto el color que se refleja y percibimos con nuestros ojos.

El hallazgo podría ayudarnos a saber cómo sintetizar colorantes más baratos y que no destiñan con el paso del tiempo.

Comments

comments