La clave del amor es declararlo, confirma la ciencia

La clave del amor es declararlo, confirma la ciencia

147
0
Compartir

Una investigación llevada a cabo por psicólogos de la Universidad de Aberdeen, Escocia, descubrió que la mejor forma de que “funcione el amor”, es declararlo de manera directa, mirando a los ojos a quien te gusta y sonriendo mientras expresas tu amor.

El estudio encontró que este tipo de signos sociales, que nos indica qué tanto le gustamos a otra persona, juegan un papel radical en el proceso de atracción.

“Si combinamos la información que tenemos sobre la belleza física de una persona, con la información de qué tan atractivo le parezco, eso me permitirá saber cuánto esfuerzo debo poner en esa relación”, explicó el doctor Ben Jones, quien dirigió el estudio, para la revista Psychological Science.

“En otras palabras es saber si debo evitar dedicarle tiempo a cortejar a individuos atractivos que claramente no tienen intenciones de corresponderme”, agregó.

¿El físico importa?
Luego de confirmar este descubrimiento, los investigadores concluyeron que muchas veces lo más importante en el proceso de enamoramiento o de atracción, es la seguridad con la que hablamos de nuestros sentimientos. Si expresas claramente lo que sientes por alguien, tal vez te bateen, pero también puede suceder que valoren tu valentía, seguridad y sinceridad.

En el estudio, participaron 230 hombres y mujeres a quienes se les pidió que miraran una serie de tarjetas que mostraban un rostro con diferentes expresiones. Éstas incluían a una persona haciendo contacto visual sin sonreír, otra que no hacía contacto visual ni sonreía, y otra que hacía contacto visual y sonreía.

Se les pidió a los voluntarios calificar qué tan atractivos eran y lo que la mayoría de los participantes consideró atractivo era aquella que sonreía y miraba directamente a los ojos.

Esto concluye que la atracción es una combinación entre la belleza y estos signos sociales como contacto social, sonrisa y la declaración verbal.

Así que no lo dudes más, ¡atrévete!

Comments

comments

No hay comentarios