Havana Club: la guerra por una legendaria marca de ron

Havana Club: la guerra por una legendaria marca de ron

415
0
Compartir

Es el último capítulo de una saga que dura más de dos décadas, y ahora ha dado un giro inesperado.

Bacardí, el mayor fabricante privado de bebidas alcohólicas del mundo, está moviendo cielo y tierra tras una sorpresiva decisión del gobierno de Estados Unidos. El 13 de enero la Oficina de Marcas y Patentes Registradas, adscrita al Departamento de Comercio, la despojó de su derecho a la marca Havana Club para entregarla a una empresa estatal cubana asociada con la firma francesa Pernord Ricard, su rival.
Bacardí solicitó la divulgación de documentos oficiales que expliquen la decisión del gobierno de Barack Obama, movilizó a su favor a congresistas tanto republicanos como demócratas y logró que se convocara a una audiencia en el Congreso para debatir el tema.

“Es bastante simple -no se pueden sacar ganancias de propiedad robada. Es un principio/ley que está ampliamente aceptado en todo el mundo”, dijo a Yahoo Noticias Amy Federman, portavoz de la compañía. “Es por eso que la última decisión del gobierno de Estados Unidos, a pesar de no tomar acción desde 2006, es tan sorprendente”.

Un litigio de amargo sabor

La disputa tiene raíces históricas, trasfondo político y el amargo sabor del exilio.

Bacardí fue fundada en la ciudad de Santiago de Cuba en 1862 por Emilio Bacardí Massó, un comerciante de vinos de origen catalán que emigró a Cuba a los 16 años.

Iniciada como una empresa netamente familiar, la popularidad de su aromático elíxir de mieles de caña, añejado en barriles de roble, la convirtió en pocos años en un boyante negocio que se adueñó del comercio del ron en Cuba y buena parte del mundo. El linaje de la familia Bacardí dejó también una huella en la política y la cultura cubana de la etapa republicana.

Aunque fue nacionalizada por la revolución de Fidel Castro en octubre de 1960, la compañía ya había transferido sus marcas a una entidad en el extranjero y sus propietarios decidieron establecerse en la isla de Bermuda. Fue el inicio de una veloz expansión que la convertiría en el emporio actual: tiene más de 200 marcas y etiquetas, fabrica en 27 instalaciones en 16 mercados de cuatro continentes, y vende en más de 150 países, con ganancias que superan los 5,000 millones de dólares.

Comments

comments

No hay comentarios