Inicio Sin categoría Cómo saber si un huevo está malo

Cómo saber si un huevo está malo

0
Compartir
Brown eggs

os huevos son alimentos que llevan muchísimos años dentro de nuestra dieta, porque se conoce que tienen muchos beneficios para nuestra salud. Sin embargo, son muy delicados, por lo que hay que consumirlos cuando todavía están frescos, de lo contrario, cuando el huevo está malo, puede hacernos mucho daño, desde dolores de barriga hasta enfermedades mucho más graves.

Seguramente no te guste el hecho de tirar comida si justo se te acaba de caducar, pero no estés del todo seguro si es seguro consumirla. En el caso de los huevos son alimentos que tienen una vida larga, incluso después de la fecha de caducidad aconsejada por el vendedor.

Sin embargo, debemos tener en cuenta que necesitan ciertas condiciones climatológicas especificas para su conservación, de lo contrario dejarán de estar en buen estado muy deprisa y consumir un huevo malo puede tener muchas y diferentes consecuencias para nuestra salud. La menos grave produciéndonos un leve dolor y la peor de todas obligándonos a pasar unas cuantas noches en el hospital después de una intervención de urgencia y un tratamiento que le hará no tener ganas de comer si un huevo está malo nunca más en toda su vida.

En Bekia te contamos cuáles son los beneficios de comer huevo, cómo reconocer si un huevo está malo y qué te puede suceder si te comes un huevo en mal estado.

Cuáles son los beneficios de comer huevo
El huevo es un alimento muy conocido por todos aquellos aficionados al deporte. En casi todas sus dietas se incluye el huevo, porque es un alimento alto en proteínas, sobre todo la clara, por lo que comiéndolo a diario les ayudará a muscular más rápidamente además de proporcionarles energía y ganar grasa sana, adecuado también para algunas de las dietas que se aconsejan para perder peso.

Muchos son los mitos que existen sobre si los huevos contienen mucha grasa o si nos ayudan a engordar. Se ha podido demostrar que este alimento está lleno de proteínas y nutrientes adecuados para nuestro cuerpo, por lo que no es malo para nuestra salud consumir huevos cada dos días. Son otros alimentos, como las grasas saturadas, los que realmente ponen nuestra salud en riesgo y nos hacen engordar más fácilmente.

Los nutrientes y las proteínas que tiene el huevo ayudan a que nuestro cuerpo funcione con más fuerza y vitalidad, por lo que es un alimento sumamente recomendado para las mujeres embarazadas, quienes pueden incluso consumirlos a diario sin problema, siempre y cuando su médico no les haya aconsejado lo contrario.

Además los huevos son conocidos también por ser un excelente alimento antiedad por los componentes que tiene, ya que se cree que gracias a ellos nuestro cuerpo se recupera de modo más rápido y nos aporta una mayor salud.

Cómo puedo saber si un huevo está malo
Después de conocer todas estas ventajas sobre este alimento también deberás saber que es necesario que los consumamos siempre frescos. Debemos tener siempre presente la data de caducidad que nos sugiere el comerciante y no debemos consumirlos si han pasado más de 5 semanas desde su adquisición, menos si el huevo huevo está malo.

Lo mejor es guardar los huevos en un espacio fresco y ventilado, por lo que si hace mucho calor en tu casa en verano lo mejor es que los tengas constantemente en la nevera para que las condiciones ambientales no afecten su calidad.

Existe la creencia de que si ponemos un huevo dentro de un vaso de agua y se hunde es que está bien, pero si flota es que no está en buen estado. Otra de las maneras de saber si el huevo no está bueno es abriéndolo dentro de un plato o cuenco. Si cuando le rompemos la cáscara la yema no se queda compacta en el centro, sino que se esparce de forma viscosa por toda la clara es que no está bueno. En algunos casos, cuando el huevo está muy pasado, nada más romper la cáscara notarás un olor muy fuerte a podredumbre y cuando lo viertas en el cuenco o plato verás que está de color oscuro o, incluso, negro.

Si crees que tu huevo no está en buen estado o no estás seguro, lo mejor será que optes por comer otra cosa o ir a buscar huevos frescos. De lo contrario puedes exponerte a varias y peligrosas enfermedades.

Cuáles son las consecuencias de comer un huevo en mal estado
Si está caducado, pero no huele mal y se hunde en el vaso probablemente aún te lo puedas comer. No obstante, ante la duda es mejor que no te arriesgues puesto que comiéndote un huevo en mal estado te puedes producir una infección estomacal más o menos grave. En el peor de los casos puedes llegar a contagiarte de la famosa salmonella, una enfermedad que te obligará a estar ingresado en el hospital durante unos días y que puede llegar a ser molesta y perjudicial para tu salud.

Por lo tanto, siempre que tengas una duda ante el mal estado de un alimento, y concretamente del huevo, lo más importante es que no te lo comas. Debes tener en cuenta la fecha de caducidad del producto y los consejos que te hemos dado anteriormente. Aunque el huevo es un alimento que aguanta tiempo después de su fecha de caducidad si se encuentra en las mejores condiciones, lo más adecuado es que intentes comer siempre alimentos frescos para cuidar del mejor modo posible tu salud y aprovecharte de todos los beneficios del huevo.