Adiós a las propinas en restaurantes de Nueva York

Adiós a las propinas en restaurantes de Nueva York

129
0
Compartir

El movimiento que aboga por eliminar las propinas está ganando tracción en la ciudad de Nueva York.
El grupo Union Square Hospitality Group (USHG), que opera 13 restaurantes, entre ellos el Union Square Café y el Gramercy Tavern, anunció el 13 de octubre que eliminará las propinas de todos sus establecimientos.

El CEO de USHG, Danny Meyer, indicó que la medida abre la posibilidad de un mayor crecimiento profesional de sus 1,800 trabajadores.
“Al eliminar las propinas, los empleados que quieran crecer económica y profesionalmente podrán ganar esas oportunidades en función del mérito de su trabajo”, dijo Meyer en una carta publicada en línea.

Las regulaciones en materia de propinas pueden crear discrepancias salariales entre los trabajadores que están frente al público y los que están en la cocina.

El local The Modern, situado en el Museo de Arte Moderno, será el primero en suprimir las propinas en noviembre. El cambio será adoptado por el resto de los negocios a lo largo de 2016.

Meyer dijo a la publicación Eater que algunos precios del menú subirán para cubrir esa modificación en la compensación, pero en su carta señaló que el impacto en los comensales no será significativo. “Una vez que se implementen estos cambios, el costo total que pagues por comer con nosotros no diferirá mucho de lo que pagas ahora.”

USHG no respondió de inmediato a nuestra solicitud de comentarios.
Eliminar ese final del ritual de la comida, el momento en que uno piensa cuánta propina dejar, está ganando cada vez más adeptos, pero le falta mucho para convertirse en una práctica común.

En septiembre, el chef Tom Colicchio estrenó un servicio de almuerzo en su restaurante insignia Craft en la ciudad de Nueva York donde ya no se usan las propinas. Dado que el servicio es nuevo en el restaurante, fue más fácil introducir el concepto a los clientes.

“Creo que la idea de trabajar por propina es realmente una cosa del pasado”, dijo Colicchio a CNNMoney. “El personal llega y trabaja duro. Hay que conocer el menú, la carta de vinos… hay que estar cualificado.”
Colicchio abrió el restaurante Gramercy Tavern con Danny Meyer en 1994.
cnn

Comments

comments

No hay comentarios